domingo, 20 de noviembre de 2016

La Bahía en kayak, en condiciones otoñales.

Y a veces ocurre que, tras una caminata por la montaña, se agradece un poco de movimiento de la parte superior del tronco, así que, nos vestimos para la ocasión, y decidimos pasear por el agua.
El kayak, es como la bici: un vehículo simple de tracción humana. A la hora de comer, es como la bici: hay que avituallarse en movimiento. El ciclista es como el kayaquista: bebe y come en marcha. La ventaja, la tiene el ciclista: puede comer mientras pedalea.
El palista, además de estar en desventaja, pierde posición cuando el viento o la corriente (o ambos) viene de cara: Garrea… aunque no sea el término adecuado, pues no se fondea…

Algunas personas en la vida, están también en desventaja, otras, sin embargo, tienen la ventaja de que siempre se les recordará y se les agradecerá toda su enorme labor. Es el caso de Leon Russel, que murió el mismo domingo que nosotros decidimos salir a remar. Nashville ha sido la ciudad que lo ha visto desaparecer… la ciudad de la música… seguramente, la ciudad con mayor calidad musical del planeta… artistas de todo el mundo van a grabar a Nashville… y ha sido allí donde la vida se ha despedido de Russel.







No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada