martes, 28 de abril de 2015

Molinos de Santa Lucía

La barriada de Santa Lucía está situada en la falda de Vejer de la Frontera, en un enclave muy rico en agua, de hecho hay cinco antiguos molinos a lo largo del curso que baja desde su nacimiento, en La Muela.
El camino está muy bien marcado y no tendrá pérdida, y si vamos un día de buena temperatura, seguramente estará bastante concurrido. Si elegimos una mañana lluviosa, la tranquilidad del lugar y su frondosidad nos hará disfrutar de lo lindo.
El acueducto, de época medieval, todavía se conserva bastante bien, y por él, siguen corriendo centenares de litros de agua diarios, que mantienen la frondosidad de la vegetación y ayudan a favorecer el microclima del que gozan los habitantes de tan recóndito y agradable rincón.
Hasta el año 78, no pasaron los molinos a pertenecer a las gentes de Vejer, pues con anterioridad a esa fecha, la titularidad era de los Duques de Medina Sidonia.
Si al sonido del agua, añadimos un poco de Liquid Tension Experiment, la caminata sería muchísimo más emocionante, pero preferimos dejar el sonido de este supergrupo para cuando arribemos a nuestra casa, así no perder detalle de las notas que son capaces de extraer estos excepcionales instrumentistas.
Es un recorrido que se puede hacer perfectamente en bicicleta, aunque nosotros preferimos disfrutarlo a pie… al finalizar, además, tenemos a nuestra disposición buena oferta gastronómica en el poblado… para empaparnos aún más de su entorno.












Ibis Eremita

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada